Leporacanthicus joselimai (L264) (Sultan pleco)

Leporacanthicus joselimai (L264) (Sultan pleco)

Nombre común: Sultan pleco, cactus pleco, Grey Leporacanthicus (en el habla inglesa persiste el error de usar el término “pleco”, cuando sólo debería utilizarse para referirse a una especie, el Hypostomus plecostomus); Su código L-number es el L264 (DATZ 07/1998). Leporacanthicus joselimai (L264).

Clasificación:
• Orden: Siluriformes.
• Familia: Loricariidae. (Loricáridos).
• Subfamilia: Hypostominae.
• Tribu: Ancistrini.

Biotopo:
Amazónico. Zonas de corriente moderada o fuerte, y con formaciones leñosas, o de rocas oscuras y suaves.

Distribución:
Río Tapajós, Brasil.

Forma:
Forma típica de loricárido, aplanado dorsoventralmente con disposición de boca ínfera, con un ancho de cuerpo que disminuye desde la cabeza a la aleta caudal.

Como características del género, cuenta con una dentadura superior grande y potente, con dos dientes por premaxilar de mayor tamaño que el resto. También cuentan con una pequeña prominencia a modo de cuerno en el medio del margen supraoccipital (aunque se desconoce su función). El labio superior cuenta con dos tentáculos carnosos y el labio inferior tiene forma redonda.

Coloración:
Gris con cierto tono pardo, salpicado por manchas negras de forma ovalada en su mayoría. En la zona ventral también posee esta misma coloración pero con manchas de mayor tamaño y en menor número.

Los ejemplares juveniles tienen manchas de color blanco en la parte distal de los radios duros de todas las aletas. Esta coloración según crecen va tornando a tonos amarillos-pardos, hasta desaparecer por completo con talla adulta.

Tamaño:
Entre 15 y 20 cm.

Diferencias sexuales:
En ejemplares adultos, los machos tienen la cabeza más alargada, poseen pequeños odontes en los laterales de la cabeza, y un mayor tamaño de éstos en los radios duros de las aletas pectorales y en general por todo el cuerpo.

Temperatura:
Entre 24ºC y 29ºC.

Agua:
pH: 6.0 – 7.6. Dureza blanda a semiblanda. Aunque prefiere mantenerse en un pH neutro y con agua blanda. Muy sensible a nitritos y a nitratos por encima de 50 mg/l.

Acuario:
Siendo un loricárido relativamente tranquilo, para mantener 3 ó 4 ejemplares se recomiendan acuarios superiores a 300 litros con zonas con formaciones leñosas y/o rocosas, y cierta corriente opcional. La grava debe ser suave, y de tonalidad oscura. Con zonas de luz tenue y refugios. Imprescindible dotar al acuario con varias raíces.

Alimentación:
Omnívoro. Poco exigente en este sentido. Una gran parte de su dieta será de origen vegetal (algas, pepino, calabacín,…), aunque tiene cierta predilección por las larvas, que debemos suministrarle con algo de frecuencia. Tampoco pasará por alto otros alimentos tales como papilla, gránulos, escamas, pastillas de fondo.

Comportamiento:
Pacífico con otras especies siempre y cuando éstas no supongan una competencia directa por el territorio, el alimento, o que el espacio disponible para ellos sea reducido. Los compañeros con los que puede vivir no han de ser forzosamente especies que gusten de aguas con corriente, aunque el L. joselimai las prefiera.

Reproducción:
Conseguida en cautividad y documentada en la edición especial “Loricariids 2” de DATZ de septiembre de 2001.