Hypancistrus sp. (L004 – L005 – L028 – L073)

Hypancistrus sp. (L004 - L005 - L028 - L073)

Nombre común: Recibe varios l-number y hasta no hace mucho tiempo las fuentes más serias lo englobaban también junto al Hypancistrus sp. L102, el cual se ha separado de estas numeraciones por diferencias cromáticas y posiblemente morfológicas. Aún si, siguen siendo ejemplares sin descripción científica.
Los l-number aquí englobados son: L004 (DATZ 12/1998) y L005 (DATZ 12/1998) en las capturas de ejemplares adultos y juveniles en el río Tocantins y Cameta (Para). Hypancistrus sp. (L004-L005-L028-L073).
L028 (DATZ 07/1989), capturas en el río Guama, cerca de Ourem.
L073 (DATZ 11/1990), capturas en el río Para, en Portel.

En los comercios es habitual encontrárselo vendido bajo nombres incorrectos e incluso con un l-number que no le corresponde. Aunque en el mejor de los casos aparece etiquetado como Hypancistrus sp. “angelicus”, lo podemos encontrar también como “Peckoltia angelicus”, “pleco angelicus”, “Ancistrus puntos”, …

Clasificación:
• Orden: Siluriformes.
• Familia: Loricariidae. (Loricáridos).
• Subfamilia: Hypostominae.
• Tribu: Ancistrini.

Biotopo:
Amazónico. Zonas de corriente media, con fondos suaves, escasa vegetación y formaciones leñosas y rocosas.

Distribución:
Sudamérica: Ríos Tocantins, Cameta, Gurama y Para.

Forma:
Forma típica de los loricáridos, cuerpo ventralmente aplanado, de mayor ancho en la parte anterior y que se estrecha en la parte posterior según se aproxima al pedúnculo caudal.

Boca en posición ínfera, con dos labios carnosos procedentes del labio superior, de tamaño más pequeño que la mayoría de loricáridos, al igual que el tamaño de la boca.

Ojos en disposición lateral. La aleta caudal consta de 1 radio duro y 7 blandos, y no esta unida en su parte distal al plato preadiposo, ni a la aleta adiposa. Este ultimo hecho le diferencia de especies similares a primera vista del género Baryancistrus y Parancistrus.

Coloración:
Cuerpo de color marrón-grisáceo muy oscuro, salpicado por todo el cuerpo salvo la parte ventral, por motas de tonos blanco-amarillentos.

Las motas tienen formas no regulares, aunque en su mayoría son casi circulares o/y ovaladas, son de tamaño medio y espaciados entre si.

Tienen un cierto tono azulado por el cuerpo, muy evidente en el borde de los ojos.

Se diferencia del Hypancistrus sp. L102 en el tono de los puntos, siendo un blanco mas limpio en L102. Además, L102 posee un tono negruzco mas marcado en la parte distal de las aletas caudal, pectoral y dorsal.

Tamaño:
Alrededor de 12 cm.

Diferencias sexuales:
Los machos presentan un crecimiento odontal más notorio en el cuerpo, sobre todo en la región dorsal. Así mismo, los odontes sobre el radio duro de las aletas pectorales, y los odontes interoperculares son de mayor tamaño en el macho que en la hembra, aunque en ocasiones, un macho dominado puede presentarlos mas cortos dando sensación de ser una hembra.

El radio duro de la aleta pectoral es de mayor grosor en el macho que en la hembra, y estas, vistas desde arriba, son más redondeadas en la región ventral.

Temperatura:
Entre 23º y 28º C.

Agua:
pH entre 6.5 y 7.5, aunque lo ideal sería mantenerla ligeramente ácida. Deberá ser blanda, KH entre 3-5ºd y GH entre 5-8ºd. Una buena oxigenación es vital, y más aun cuando la temperatura es elevada.

Acuario:
Dada su talla adulta y su carácter son muy válidos para acuarios comunitarios amazónicos a partir de 150l para una pareja, o más si son varios ejemplares, aunque siempre es mejor mantener 1 macho y 1 hembra, o en tríos con dos hembras.

El acuario deberá estar provistos de escondites, los cuales podemos conseguir con pvc, barro, coco, raíces,…

El acuario deberá poseer una buena filtración biológica y mecánica, para mantener el agua en perfectas condiciones y con ausencia de no2 y casi de no3.

Alimentación:
Omnívoro. No hay que pensar en el como un comedor de algas, más bien al contrario. Deberemos suministrarle una dieta variada, tanto en la parte vegetal (spirulina, pepino, calabacín, …), como en la parte proteica (papilla, larvas, artemia, granulado, escamas, …)

Comportamiento:
Territorial como loricárido que es. Habrá que tener en cuenta el espacio y que los otros habitantes del acuario no sean de mayor talla y carácter que el, para que no sea desplazado, como a la inversa, no ubicarlo con especies más pacificas y pequeñas.

Si el espacio no es suficiente no es conveniente colocar dos machos, puesto que muestran mas territorialidad que las hembras.

Reproducción:
Lograda en cautividad.

El macho es el encargado de elegir el lugar de puesta, normalmente una cueva. A este efecto nos podría servir un tubo de pvc, vasija de barro, cueva de pizarra, coco, o un hueco en una raíz, siendo del tamaño adecuado para su talla adulta.

El macho, tras la puesta es el encargado de custodiarla y airearla, hasta que los alevines se valen por si mismos para salir de la cueva a adquirir alimento, según terminen de absorber el saco vitelino. Las puestas constan de unos 40-50 huevos. La eclosión se produce en condiciones normales a los 9 días, y otros 9 días después los alevines han absorbido el saco vitelino por completo.

La alimentación de los alevines no supone un gran problema, pudiendo alimentarlos fácilmente con alimento comercial especifico para loricáridos. El alimento siempre bien triturado y repartido, aumentando así las probabilidades de que el numero de crías que sobrevivan sea mayor.