Herichthys steindachneri

Herichthys steindachneri

Nombre común: Herichthys steindachneri.

Sinónimos no válidos: Fue originalmente descrita como Chiclasoma steindachneri por Jordan y Snyder en 1899 y colocada en el género Herichthys por Kullander en 1996.

Clasificación:
• Orden: Perciformes.
• Familia: Cichlidae (Cíclidos).
• Subfamilia: Cichlasomatinae.

Biotopo:
Principalmente pozas anchas y de hasta 5 metros de profundidad que se encuentran en los ríos de montaña tropical que se abren entre la densa vegetación, presentando desniveles o cascaditas con agua muy dura y azul-verdosa que corre formando corrientes de suave a moderadas sobre un lecho de grandes rocas, arena y grava que presenta poca o nula vegetación.

Distribución:
Cuenca del río Pánuco en la vertiente atlántica de México. De acuerdo a Miller, 2005 H. steindachneri se distribuye en la porción montañosa del río Ojo Frío que drena al río Gallinas, tributario éste del río Santa María por encima de la cascada de Tamul en la Huasteca Potosina. Artigas-Azas, 2006 menciona que se distribuye en el río Gallinas y sus principales afluentes los ríos Agua Buena y Ojo Frío.

Forma:
Su cuerpo alargado y hocico pronunciado y potente delatan inmediatamente sus hábitos piscívoros. Alvarés del Villar, 1969, en sus claves escribe: mandíbulas iguales en la parte anterior. Labio inferior no continuo, provisto de freno. Espinas de la aleta dorsal, progresivamente mayores. Aleta dorsal con 15 a 16 espinas y 10 radios; la anal con 5 espinas y 9 radios. De 28 a 31 escamas en una serie longitudinal. Sin embargo Taylor y Miller en 1983 demuestran en su diagnosis que H. steindachneri se diferencía de H. labridens por el prognatismo ligero que el primero muestra contradiciendo en dicho punto a Alvarés del Villar.

Además, H. steindachneri presenta dos dientes faríngeos grandes y filosos en el labio superior y muestra claramente in vivo el área rosada tras las aletas pectorales característica de los miembros del monofilético grupo labridens.

Coloración:
De pardo a dorado con una franja negra horizontal interrumpida, de grosor variable que corre del borde posterior del ojo al pedúnculo caudal. El cachete y opérculo muestran las pecas o lunares características.

Tamaño:
Los machos alcanzan los 35 cm de longitud patrón. Las hembras son de menor tamaño, alcanzando los 25 cm de LP como máximo.

Diferencias sexuales:
Salvo por el tamaño, no presenta dimorfismo sexual.

Temperatura:
En su ambiente natural prefiere agua fresca que oscila entre los 18º C y los 25º C. Aunque tolera temperaturas superiores.

Agua:
Muy dura con una dureza superior a 300 p.p.m., una dureza total que puede superar los 30º dGH y con un pH cercano a 8.

Acuario:
Se cuenta con poca información. No son aptos para principiantes. Requieren de acuarios muy grandes, con capacidades por encima de los 400 litros de agua limpia y con las condiciones que sólo los cambios frecuentes de agua pueden proporcionar. Son grandes cavadores y consecuentemente pésimos candidatos para el acuario plantado. Aparentan ser peces tranquilos, sin embargo tarde o temprano acaban por masacrar y/o comerse a sus compañeros de tanque.

Alimentación:
En la naturaleza es piscívoro siendo probablemente el tetra mexicano (Astyanax mexicanus) su principal fuente de alimentación. Sin embargo, al igual que la mayoría de los cíclidos, en cautiverio aceptan papillas y preparados comerciales.

Comportamiento:
Se conoce muy poco de su etología. Pocas personas han tenido la fortuna de observar a este hermoso pez en su hábitat, y pocos lo han estudiado como Artigas-Azas quién menciona que H. steindachneri tarda mucho en alcanzar la edad reproductiva, que el cortejo es muy lento y puede durar semanas.
La librea de reproducción es muy sutil, y consiste en un realce ligero y abrillantamiento de sus patrones y colores normales.

H. steindachneri está sujeto a protección especial (P) bajo las normas oficiales del gobierno mexicano.

Reproducción:
En estado salvaje comienza con la llegada de la primavera, siendo el mes de abril el pico reproductivo. Realizan la puesta en las paredes de cuevas que ellos mismos cavan, comportamiento que es observable también en el acuario.

Nota: Herichthys steindachneri junto con Herichthys minckleyi del morfo piscívoro representan a los únicos miembros especializados y netamente comedores de peces del género Herichthys.

Ambos peces, además de dicha peculiaridad representan para los estudiosos de los procesos evolutivos, auténticas gemas vivientes, ya que en ellos es posible observar y documentar procesos evolutivos tan importantes como la convergencia y quizás la tan poco entendida, comprendida y demostrada evolución simpátrica.

De acuerdo a Artigas-Azas citado por Miller, 2005, se trata del único cíclido que hibrida en el medio natural con su pariente sintópico Herichthys cf. labridens. Ambas especies cohabitan junto con un tercer cíclido, Herichthys tamasopoensis de forma simpátrica.

Anuncios: