Archocentrus centrarchus (Mojarra)

Archocentrus centrarchus (Mojarra)

Nombre común: “Mojarra”, “mojarra rayada”, “mojarrita”, “viejita”, “viejitos”, “Flier cichlid” y “Nicaraguan blue cichlid” en inglés y “Centrarchus-Buntbarsch” en alemán. Archocentrus centrarchus.

Sinónimos no válidos: La denominación original ha sido Heros centrarchus, otras: Cichlasoma centrarchus y Herichthys centrarchus.

Clasificación:
• Orden: Perciformes.
• Familia: Cichlidae (Cíclidos).
• Subfamilia: Cichlasomatinae.

Nota: Allgayer (2001), ha propuesto la reclasificación de uno de sus congéneres como Cryptoheros nigrofasciatus, en un género de nueva creación en el que se encuadrarían otros ex miembros de la familia Cichlasoma como Cryptoheros spilurus (Günther, 1862): Cryptoheros septemfasciatus (Regan, 1908): Cryptoheros sajica (Bussing, 1974): Cryptoheros nanoluteus (Allgayer, 1994): Cryptoheros myrnae (Loiselle, 1997) y Cryptoheros altoflavus Allgayer, 2001, todos ellos ubicados en la actualidad en el género Archocentrus.

Biotopo:
Habita en aguas con poca profundidad en ríos y lagos, en estos últimos inclusive se les suele encontrar en zonas pantanosas donde la tasa de oxígeno en el agua es más baja.

Distribución:
Están presentes en ambas vertientes de América Central. En la pacífica en los cursos que vierten en el golfo de Fonseca, en Honduras y Nicaragua; en tanto que en la vertiente atlántica habitan en la cuenca del río San Juan, incluyendo a los lagos Nicaragua, Managua, Jiloá y laguna de Apoyo.

Forma:
Su cuerpo es más alto que el de su congénere más conocido el Archocentrus nigrofasciatus (“Convicto”), teniendo por tanto un aspecto más redondeado.

Su aleta caudal es de gran tamaño y con forma redondeada.

Coloración:
En modo neutral su librea es de un tono azul cobalto con franjas verticales negras y con presencia de tonos ocres; en tanto que la librea de reproducción los torna prácticamente negros.

En modo “dominante” las hembras se tornan de un azul marino intenso, quedando especialmente en su mitad superior el barrado característico (al menos se verán 8 franjas). En los machos destacan los tonos ocres y turquesa, este último especialmente en la mitad inferior.

Otras marcas notorias están ubicadas en la zona postorbital, la superior con forma “redondeada” y la inferior “rectangular”.

Tamaño:
12 y 10 cm machos y hembras, respectivamente.

Diferencias sexuales:
Además de las ya citadas (mayor tamaño y coloración), los machos tienen las aletas dorsal y anal más desarrolladas, contando con prolongaciones filamentosas.

En los machos adultos vistos de perfil, se puede observar que en su cabeza -justo a la altura de los ojos- se produce un cambio en la morfología, dando lugar desde este punto, al origen de un hocico relativamente pronunciado.

Temperatura:
Entre 26ºC y 36ºC, en acuarios entre 26ªC y 30ºC.

Agua:
pH entre 7.2 y 8.0. Dureza total máxima de 20ºdGH.

Acuario:
A partir de 80 litros para una pareja reproductora, dispondremos de escondrijos de sólida estructura, algún tronco y alguna piedra lisa dispuesta sobre el sustrato (preferentemente inclinada).

Alimentación:
En la naturaleza se alimentan de detritus e insectos fundamentalmente, en el acuario aceptarán todo tipo de alimentos: seco (hidratar previamente a los gránulos y/o escamas), alimento vivo y congelado.

Comportamiento:
De agresividad media, es apto para grandes acuarios comunitarios si habitan en parejas, ya que el comportamiento intraespecífico es bastante agresivo.

Reproducción:
Desovan en abierto, la puesta es de unos 300 huevos de color rosado que eclosionarán en torno a las 72 horas siguientes.

Posteriormente las larvas son trasladadas por los padres a un hoyo que realizaron previamente en el sustrato, y allí permanecerán hasta que naden libremente; cabe destacar de la excelente protección que hacen los padres de la puesta y más delante de los alevines.
br> Llegada esta etapa (la del libre nado), durante los primeros días los alevines se alimentarán de la mucosa que segregan los padres (al menos así se ha observado en la naturaleza según consta en la referencia nº 7335 en Fishbase), tal cual ocurre con los discos o con los uarús.

En nuestro acuario les alimentaremos con nauplios recién eclosionados de artemia salina, el nado libre llegará sobre el séptimo día posterior a la puesta.

A partir de la tercera semana de vida convendría separar a los alevines a un acuario específico para ellos.